viernes, 21 de febrero de 2014

Qué se oculta debajo de ciertos debates II



Para seguir destacando el valor de lo afirmado, corresponde decir que el profesor Jason Hickel es docente e investigador de la Escuela de Economía de Londres. Al no ser de dominio público la calidad institucional de este centro de estudios, es necesario saber lo que nos dice Wikipedia:
La Escuela de Economía y Ciencia Política de Londres (conocida generalmente como London School of Economics o LSE) es una facultad de Londres, Inglaterra, clasificada como una de las mejores universidades del mundo en ciencias sociales. Forma parte de la Universidad de Londres y cuenta con más de ocho mil estudiantes en cada curso académico de tiempo completo. Es reconocida como una de las universidades más internacionales del mundo, debido a la composición tanto de su alumnado como del personal académico. 
Tal vez este modo de presentar los datos resulte un tanto presuntuoso para algún lector. Lo que intento es mostrar, primero, la seriedad de la información; segundo, que todo ello está disponible, aunque no sea tapa de ningún medio de información, por lo cual pasa inadvertida para el lector común. Subrayo, entonces, que la aportan instituciones muy serias, tanto empresarialmente una, como académicamente la otra, si bien, como se comprenderá, el sesgo de los análisis difiere entre sí. El profesor nos comenta:
Cuando señalo que actualmente las 300 mayores fortunas del mundo acumulan más riqueza que los 3.500 millones de personas consideradas pobres, todos estos beneficiados en la acumulación de capitales, aparecen como propietarios o relacionados directamente con compañías transnacionales.
Jason Hickel enfatiza que su institución quiere hacer algo más que informar “el brutal índice de la desigualdad”, con lo que quiere demostrar que la situación empeora día a día. Recurre a un estudio reciente de la ONG Oxfam[1], en el cual se informa que el 1% de los más ricos aumentó sus ingresos en un 60% en los últimos 20 años y que, en plena crisis financiera, se aceleró este proceso, en vez de sufrir algunas pérdidas. Las razones de este fenómeno —el crecimiento de la brecha— tiene la siguiente explicación, según el profesor:
Se debe, en parte, a las políticas económicas neoliberales que instituciones internacionales como el Banco Mundial, el Fondo Monetario Internacional (FMI) y la Organización Mundial del Comercio (OMC) han impuesto a los países en desarrollo durante las últimas décadas. 
Para avanzar en sus explicaciones, cita al economista Robert Pollin[2] (1950), de la Universidad de Massachusetts:
Estas políticas están diseñadas para liberalizar los mercados a la fuerza, abriéndolos a fin de dar a las multinacionales un acceso sin precedentes a tierra, recursos y mano de obra baratos. Pero a un precio muy alto para los países pobres que pierden alrededor de 500.000 millones de dólares por año de su PIB.
Según comenta Hickel,
Se trata de un obvio flujo neto de riqueza desde los lugares pobres a las zonas ricas. Los gobiernos de los países ricos celebran constantemente cuánto gastan en ayudas para los países en desarrollo y las empresas multinacionales comprueban esto mediante los informes anuales, pero ninguno confiesa lo mucho que sacan de los países en desarrollo.
Entonces, y esto es necesario subrayarlo, a pesar de que rara vez aparece como una relación causal: la noticia oculta en la información pública es la siguiente: hay más ricos, porque hay más pobres. En las últimas  décadas, se ha ido produciendo una transferencia de riquezas de los países de la periferia hacia los países centrales. Aunque se trate de una obviedad, el tema de estas páginas amerita atestiguar el ocultamiento de la información, al publicar sólo una parte de la verdad: la mayor parte de las grandes fortunas pertenece a personas que viven y operan en los países centrales, y pero las masas de pobres habitan en los países de las periferias.


[1] Oxfam (Oxford Committee for Famine Relief) es una organización internacional de promoción del desarrollo y lucha contra la hambruna. Fundada en Inglaterra en 1942 por Joe Mitty, como el Comité Oxford para la lucha contra el Hambre.
[2] Profesor, escritor y economista estadounidense. Da clases de economía en la Universidad de Massachusetts Amherst, es fundador y codirector del Instituto de Investigación de Economía Política (Political Economy Research Institute) (PERI) de la misma universidad.